Iglesia de San Millán

72 - Iglesia de San Millán.JPG La Iglesia de San Millán tiene sus orígenes en el siglo XII, siendo su estilo románico, aunque la torre procede de una iglesia anterior (fechada en el siglo XI) y es de estilo mozárabe. Su construcción tiene lugar entre 1111 y 1126 por mandato Alfonso I el Batallador durante su gobierno en Castilla por su matrimonio con doña Urraca. La fachada principal nos da la estructura de la obra, con tres naves que terminan en sendos ábsides, y un cuarto que se corresponde con el atrio norte. Los capiteles de las columnas están repletos de motivos vegetales, animales fantásticos y escenas de la vida de Jesús. En su interior, las tres naves, que antaño estaban cubiertas con artesonados moriscos (aún se conservan algunos vestigios), están separadas por arquerías dobles de medio punto coronadas por conservados capiteles, entre los que destacan los del lado derecho del crucero con la “Huida a Egipto” y la “Adoración de los Reyes Magos”.

La cabecera, de claro estilo románico, tiene arcadas ciegas en la parte inferior del ábside central y en la superior tres ventanas con arquivoltas, que sirven para iluminar el interior de la iglesia. En el altar mayor hay una talla gótica de Cristo crucificado que data del siglo XIV. También hay pinturas murales del siglo XII que representan a San Julián, Santa Basilisa y dos apóstoles.

Centrar mapa
Tráfico
En bicicleta
Tráfico
  • El Tiempo

  • Hoteles

  • Facebook

  • Twitter